El plan tiene un costo de $75 millones y se implementaría durante seis meses en una escuela del puerto.

El 45% de los habitantes de Valparaíso ha sido víctima de algún hecho delictivo, según la encuesta comunal realizada por la Subsecretaría de Prevención del Delito en 2017.

A partir de esta situación, Danitza Vymazal y Pablo Silva, de Surandes Consultores SpA, dirigieron el proyecto denominado «Al colegio seguro».

«Lo que se busca es generar una metodología que permita diseñar rutas seguras para que los niños vayan y vengan del colegio. Apuntamos a esto porque hemos detectado que muchos van solos al colegio, sin ser acompañados por sus papás. Y, lamentablemente, la ciudad no está diseñada ni preparada para recibir niños solos en la calle», advirtió Silva.

Los alumnos de quinto año de la Escuela Gaspar Cabrales, de Valparaíso, serán los primeros en trabajar el piloto de la iniciativa, a partir de este lunes. El proyecto se materializará con intervenciones de señalética diseñada especialmente para menores de edad, así como con el trabajo en terreno de monitores ubicados en puntos estratégicos. También se mejorará el mobiliario urbano y las veredas y se coordinará al barrio, a la comunidad, a instituciones públicas y a Carabineros con el fin de realizar capacitaciones sobre seguridad.

Según cifras de Carabineros -proporcionadas por la consultora encargada del plan- entre las 6 y las 8 de la mañana y entre las 4 y las 6 de la tarde (horarios promedio de inicio y salida de clases) se cometieron 2.355 delitos de mayor connotación social en Valparaíso en 2017. De ellos, 904 correspondieron a delitos violentos, como robos con intimidación o por sorpresa.

El piloto tiene una inversión de $75 millones y debería durar seis meses. Este lunes se firmaría un nuevo convenio que extendería el proyecto gracias a otros $40 millones.

Alcalde Sharp

El alcalde Jorge Sharp afirmó que Valparaíso es un espacio creativo donde se generan muy buenas ideas, «las cuales tienen eco a nivel nacional». Por esto, agregó, «estamos muy expectantes de la iniciativa, pues apunta en la línea que queremos de concebir la seguridad, no como una función represiva, sino que preventiva e incorporando a toda la comunidad».

El proyecto se adjudicó el Concurso de Innovación Abierta «Impacta Seguridad 2017» del Laboratorio de Gobierno de Corfo, coordinado por el Ministerio del Interior.

Fuente: Economía y Negocios